El drama de una familia que vive en una carpa debajo de un puente en Bahía Blanca


Valentina es la mamá de dos nenas de 1 y  2 añitos. Santafesina de nacimiento, junto con su compañero decidieron emprender viaje para forjarse un futuro lejos de su tierra. Sin embargo, el camino no es sencillo, por el padecimiento que está atravesando por estas horas, a partir de instalarse en el Parque de Mayo debajo de un puente, a metros de la pista de atletismo.

"Hace dos días que instalamos la carpa acá. Necesito ayuda; no sabemos dónde estar hasta que nos vayamos".

Reveló la joven que admitió que lleva siete meses instalada en Bahía Blanca, rebuscándosela como puede y viviendo con la incertidumbre del día a día, luego de pasar el primer tiempo viviendo en la casa del padre de su pareja.

Luego, explicó:

"Terminamos acá porque veníamos viajando y como nuestras hijas son chiquitas nos quedamos un poquito quietos por ellas. Todos los tramos los hicimos a dedo y en colectivo. Somos artesanos y malabaristas, así nos ganamos la vida".

"Las nenas tienen dos y un año y son las que sienten mucho el frío en especial por la noche porque solo estamos con lo puesto. Con el tema de la comida nos arreglamos con el dinero que nos dan en los semáforos".

Finalizó. 

Quienes deseen colaborar, tendrán que acercarse al Parque de Mayo, en donde se encuentran instalados porque no tienen ningún teléfono móvil.



 


Publicar un comentario