Aparecieron miles de peces muertos en una laguna de Junín


Los vecinos de Junín, localidad ubicada en el noroeste bonaerense, se encontraron esta mañana con la mortandad de miles de peces en la Laguna de Goméz, un fenómeno que estaría asociado a una baja del caudal de por lo menos un metro sobre lo histórico por la sequía.

Esto ya se venía dando en bagres y carpas de la laguna, pero hoy sorprendió la gran mortandad de pejerreyes. En la zona recuerdan que ya hubo muerte de peces en 2009 y 2012.

“La laguna venía bajando mucho a un nivel que llamaba la atención, parecía una playa. Al nivel histórico que tenía bajó un metro”.

Señaló Gustavo Frederking, Presidente de la Sociedad Rural de Junín.

“Nos despertamos con esta noticia. El problema sería la sequía porque bajó mucho; no hubo denuncias de ninguna otra cuestión”.

Agregó.

El dirigente precisó que el sábado hubo un viento sur muy fuerte que removió mucho barro en la laguna. 

“Se quedaron sin oxígeno; la mortandad venía, pero de carpas, bagres. De pejerrey no había mortandad”.

Indicó.

Rodrigo Esponda, expresidente de la Rural de Junín, contó que “la mortandad es una amargura porque hace años se viene trabajando en la siembra de pejerrey para fomentar el turismo”.

Según datos que aportó Esponda con su caso particular, desde abril del año pasado al 31 de marzo último se registraron en la región unos 650 milímetros, un 20 a 25% menos respecto de lo habitual para ese período.

Sin embargo, la falta de lluvias se profundizó durante el verano. Mientras en varias zonas de la región agrícola núcleo en los últimos días hubo precipitaciones por encima de los 100 a 200 mm, en Junín rondaron los 45 mm.

“El agua estaba como espesa”.

Dijo sobre la laguna donde murieron miles de peces. Añadió que la región venía afectada por una “tremenda seca”.

Pese al faltante de precipitaciones, en la parte agrícola los cultivos pudieron hacer frente en parte a sus consecuencias.

“La seca no se está notando tanto en los cultivos porque lo poco que llovió fue en los momentos justos, pero está muy seco y las napas muy bajas”.

Indicó Esponda. El expresidente de la Rural de Junín remarcó, no obstante, que la merma productiva se va a ver en los cultivos de segunda siembra, de soja y maíz sembrados sobre trigo.

“Los maíces de primera (de siembra de septiembre) que llegaron a la napa están en rindes normales. La soja de primera (sembrada en octubre) con un 5 a 10% menos que el año pasado”.

Expresó. Luego contó que en el caso de los cultivos de segunda están “feos”.

“Estos están feos; calculo que (rendirán) 30% menos que años anteriores. Pero hay que esperar”.

Describió.


Publicar un comentario