La viuda del policía acuchillado en Palermo dijo: "Mi marido no quería matarlo sino reducirlo"


Tras la muerte del efectivo policial Juan Pablo Roldán en el barrio de Palermo en la tarde del lunes, luego de ser apuñalado por Rodrigo Facundo Roza, la viuda del agente, Carolina, se mostró devastada por la noticia y dijo:

"Lo recodaré como un buen padre, esposo, él siempre fue el motor de esta familia".

En diálogo con Crónica HD, la mujer sostuvo que:

 "Mi hijo Valentino de 4 años ya sabe lo que pasó con su padre. A mí me llamó ayer a la tarde el hermano de Juan Pablo, y me dijo lo que había pasada pero no le creí porque había hablado con él hace uno hora, y estaba todo bien. Como estaba en la montada, pensé que se había caído del caballo. Siempre corría riesgo en su profesión y me decía que hay que tener cuidado, siempre estaba alerta en la calle y sostenía que era policía y que tenía que ayudar".

 

Respecto al antecedente Chocobar, la mujer agregó que:

 "Tras lo ocurrido con el caso Chocobar, el policía tiene miedo, porque si dispara y mata a alguien, lo tildan de asesino, como si la víctima fuera el delincuente. En cuanto a lo ocurrido, no lo quería matar porque si no hubiera disparado a matar, le tiró a las piernas, quiso reducirlo y que la situación terminara, eso era lo que buscaba".
Consultada sobre cómo hizo para contarle la noticia a su hijo, Carolina argumentó que:

 "Al principio no sabía cómo decirle, se tapaba los oídos y le dije que su papá no estaba más, y ahí me dijo que su papá estaba muerto, que lo había visto por la tele y siempre estaba pendiente cuando se iba a trabajar porque lo veía en los controles que se hacían en la calle".
En tanto, la mujer (quien estaba en pareja con la víctima desde hace 5 años) sostuvo que:

 "Vi el video y es horrible porque él sigue en pie, priorizo la atención para el otro que estaba caído, que para él que estaba muriendo y luchó hasta el final. Hablé con los padres y el hermano estpan destruídos, era un hombre muy simpático, no tenía problemas con nadie, con amigos y muy apreciado. Siempre dijo que el ser policía lo llevaba en la sangre, le encantaba trabajar de eso porque su padre es un policía retirado".

 

Respecto a cómo seguirá su vida, Carolina argumentó que:

 "Va a ser muy difícil porque era el sostén de la familia, porque yo me dediqué al hogar y a mi hijo. Él se hacía cargo de todo con adicionales. Hace tiempo mi hijo me dijo que quiere ser policía y yo no quiero que ande con pistola, no quiero eso para él. El policía tiene que estar en facultades para usar el arma, no se puede de otra manera".
Finalmente, Carolina dijo:

 "Nunca hablará con la madre de quien le disparó a mi esposo".



Publicar un comentario