Lucas Pertossi explicó por qué dijo “caducó” y Blas Cinalli señaló que “fue una tragedia”



Finalizada la última jornada de audiencias, un grupo de personas continúa fuera de los Tribunales en apoyo a los padres del joven asesinado en Villa Gesell, quienes fueron aplaudidos al salir.

“Los chicos mintieron. Un borracho no puede escribir mensajes. Espero que lo de hoy salga todo bien. Esperamos que se haga Justicia para que Fernando pueda descansar tranquilo “, dijo Silvino Báez Sosa a Infobae y otros medios presentes.

En contrapartida, los padres de los rugbiers atravesaron un momento incómodo cuando al salir fueron increpados por los vecinos que se acercaron al lugar.

Momento clave en el juicio: termina la etapa de los testigos

Burlando pide realizarle preguntas a Cinalli. “El imputado dijo que no le iba a responder sus preguntas”, dijo la jueza Claudia Castro. “Gracias por escucharme”, dijo el imputado y se sentó.

Así, concluye la etapa de recepción de testimonios. La fiscalía y la querella harán sus alegatos el día 25 y la defensa lo hará el día 26, luego de un pedido realizado por Burlando.



09:23 horas

Cinalli es confrontado por los fiscales por sus chats y su rol en el hecho

- “La fiscalía le pregunta a cuántos metros estaba de ahí”, comienzan preguntando los fiscales acusadores. Y Cinalli responde: “Tres o cuatro metros”.

- ¿La primera persona que está delante de ese grupo es Ciro Pertossi?

- “No respondo por otra persona”.

- Usted se ve ahí...

- Todavía no.

- El video avanza.

- Ahí me veo, dice Cinalli (se señala con puntero).

Luego, le preguntaron por sus chats con sus amigos. “Creo que matamos a uno”, dijo Cinalli en un texto. “Es lo que decía la gente”, se excusó en el juicio. “En el mismo lugar donde estábamos, las personas que vivían ahí lo comentaban. Yo le repetía a mi amigo lo que escuchaba. No estaba muy lúcido, lo que escuchaba se lo repetía a mi amigo. No creía que hubiera pasado”, siguió.

- ¿De que conversaste camino a tu casa?, pregunta el fiscal Dávila.

- No me acuerdo. Cualquier cosa de la noche. Boludeces.

Mientras tanto, desde la calle continúan los gritos: “Asesinos, asesinos”.

- ¿Iban todos juntos caminando?

- Creo que no. Creo que faltaban algunos chicos.

- ¿Quiénes?

- No respondo por otras personas.

Los fiscales proyectan otro video de las calles de Villa Gesell. Le piden que se marque. “Ahí estoy, esta persona soy yo”, dice. Se lo ve en la imagen cruzando una calle, con dos más.

Continúa el interrogatorio: “Volviendo a los chats con su amigo, ¿usted sintió algo?”.

- En el momento no tenía dimensión de lo que está pasando, para mí la gente hablaba de otra pelea.

- Cuando dice, “creo que matamos a uno”, lo dice en primera persona. ¿Sintió algo?

- “No me acuerdo el horario, eran 6, 7 de la mañana, estaba totalmente borracho. No sabía lo que estaba diciendo”, concluye.

09:00 horas

Tras el testimonio de Lucas Pertossi, Blas Cinalli comienza su declaración

Negó los cargos en su contra e incluso habló del comienzo de una pelea. También, no reconoció haber participado de la premeditación de un homicidio y sus dichos apuntan a una pelea previa, consonante con la calificación de homicidio en riña que podría introducir la defensa en los alegatos:

“Quiero empezar diciendo que lamento mucho todo lo que pasó, fue una tragedia, Falleció un chico de mi misma edad. No hubo un plan ni nada de lo que se dice, ningún rol”.

“Yo voy a contar que estaba bailando con un amigo y una chica en la barra, había tanta gente que en un momento me quedo entre dos filas. Veo una ronda que se hace en la pista, veo un amigo que estaba agachado y un chico que le estaba por pegar. Me acerco y agarro al chico, quedamos los dos trenzados, empezamos a forcejear, caemos los dos para atrás y cuando nos pudimos parar, lo agarra un patovica”.

Pidió que se proyecte un video, el que reveló la presencia de Luciano Pertossi, que también se le proyectó a Lucas:

En el video se identifica, dice quien es, dice que “lo agarran, que se va, que vuelve y que como no quería seguir peleando se fue”.

Luego, Cinalli pidió que se proyecten una serie de entrevistas concedidas por Burlando, donde el abogado refiere a los acusados como “hijos de puta”, “cobardes”, “energúmenos”, “residuos escatológicos”, “cagones, “mierda”.

Cinalli dijo: “Eso es lo que viví en tres años. Una falta de respeto, no solo para mi madre, sino para todos los imputados. No le voy responder preguntas al particular damnificado. A la fiscalía voy a responder solo lo que se vincule a mí”.

El fiscal Dávila pide volver a proyectar el video de la pelea que compromete a Luciano. El fiscal pide a Cinalli que le diga quiénes son los que están con él detrás del auto. Cinalli dice que no va a responder.

Dávila: Usted habla de otra persona, ¿en algún momento esa persona le pegó a usted?

Cinalli: No, pero le estaba pegando a un amigo, lo estaba tacleando. En el video no se ve pero lo taclea.

El imputado no quiere decir qué amigo era.

Luego, la fiscalía repregunta: “A usted lo agredieron”.

“Cuando me agarraron del pie, nomás”.

“¿Y por qué dice que fue una pelea?”

“Porque una persona que no te conoce te agarra y encima le pega a un amigo”.

“¿Usted estaba con alguien que estaba filmando?

“No recuerdo”.



Continúa la declaración de Lucas Pertossi

“Yo quiero aclarar el tema de lo que paso aquel día, previo en la playa nos levantamos a eso de las 2 o 3 de la tarde, habíamos tenido una noche larga y dormimos hasta tarde. Fuimos a la playa lleve la heladeriata porque soy uno de los mas de contextura grande, llevé alcohol, tomamos, bailamos. Nos quedamos hasta el cierre de playa, que tiraron fuegos artificiales. Fuimos a buscar los documentos y la plata para ir a la zona de Le Brique para que un amigo compre las entradas. Volvemos a casa, comemos, nos bañamos nos cambiamos para ir a la previa con un compañero y un grupo de amigos. Vamos, llevamos mas alcohol que teníamos en la casa. Hacíamos juegos de tomar, sacar, yo perdí y me tocó tomar alcohol. A eso de las tres o tres y media salimos porque teníamos miedo de que no nos dejaran entrar”.

Los manifestantes afuera gritan: “¡Asesinos!”

Pertossi sigue:

Desde adentro, nuestros amigos nos dicen que vendamos la entrada porque estaba lleno y no se podía entrar. Antes de irnos, yo ya me queria ir a comer a McDonald’s, pero un patovica nos deja pasar. Cambie la consumisión. Estaba el show de un cantante, sacamos una foto en el medio del recital. Veo que se hace un circulo en el medio de la pista veo que un patovica saca a un amigo mío del cuello. no entendia por qué”.

Pertossi dice haber oído la frase: “A este sacalo por la cocina que lo sacamos a palos”. Así, “saqué mi celular para filmar”.

Tras salir, “Hay un tumulto de gente, veo que a mis compañeros los invitan a cruzar, voy a la derecha, veo un amigo en el escalón, nos sentamos, empezamos a charlar, a usar el celular, yo grabo adentro. Los chicos a mi me dicen “Croniquita” “Intento de influencer” porque saco fotos de todo”.

“Escucho gritos, me paro, me acerco, veo que hay gente que no conocía pero reconozco a mis amigos. En unos segundos veo que agarran a un amigo del pie y lo quieren tirar al piso, me acerco y le digo: ‘Soltalo’. Le pego dos patadas, me voy para atrás y veo que el chico intenta pararse y me voy para atrás y me voy a la esquina”.

“Ahí estaba dsorientado, pierdo a mis amigos y empiezo a mandar mensaje y a llamar a un amigo, llamo y me dice que estaba en el mercado, voy y me acerco”.

“El pibe me dice que hubo una pelea afuera de Le Brique, que habían llamado a una ambulancia y que el pibe había caducado. Fuimos a McDonald’s porque tenía hambre”.

La mañana anterior, en el allanamiento a la casa, “viene un policía y nos dice: “miren este teléfono”. Era mío, me piden que le saque la contraseña y me lo sacan. lo mismo con la billetera y con la ropa. Nadie nos decía nada. Y a la tarde, se acerca un policía que nos dice: ”Los veo muy preocupados, ¿ustedes saben qué paso? Mataron a un pibe” Ahí se me cayó el mundo.”

“Yo quiero decir que estoy muy mal por lo que pasó en ese momento, estuve con tratamiento psicológico, psiquiátrico y medicación. Creo que a todos nos afecto mucho esto. Quiero aclarar que yo en ningún momento le pegue a Fernando Báez Sosa, en ningún momento participé de un plan de una asesinato, yo fui de vacaciones”.

Afuera, los manifestantes gritaron: “Y llora, Thomsen llora”.