Un rayo mató a 65 terneros dentro de un corral



Unos 65 terneros fueron fulminados por un rayo en la estancia Las Cañitas, en la zona sur de Formosa, en el marco de las fuertes tormentas que afectan a esa provincia.

Fuentes policiales que intervinieron en el hecho detallaron que los animales muertos eran de distintos pelajes y pesaban unos 200 kilos cada uno.

Las autoridades policiales indicaron que recibieron la denuncia del hecho pasadas las 15 del sábado, por lo que personal de la sección de Asuntos Rurales de la Colonia El Alba -unos 120 kilómetros al sur de la capital provincial- constató la muerte de los animales de engorde que estaban dentro de un corral.

"La cantidad de las cabezas en deceso fue corroborada por personal de esta sección a los fines legales ante la oficina del Senasa", reportaron las fuentes policiales.

El fenómeno se produjo en medio de condiciones climáticas adversas en todo el país, lo que disparó el sistema de alertas del Servicio Meteorológico Nacional.

El SMN difundió una alerta amarilla por "posibles fenómenos meteorológicos con capacidad de daño y riesgo de interrupción momentánea de actividades cotidianas", tanto para el AMBA como para la franja central de la provincia de Buenos Aires. 



Según los pronósticos, también se verán afectadas las provincias de Entre Ríos, Corrientes y Misiones en todo su territorio y parcialmente Santa Fe (noreste), Chaco, Jujuy y Formosa (este y sureste), y Salta (la franja central).

El SMN también emitió un mensaje por tormentas fuertes con lluvias intensas, ráfagas y ocasional caída de granizo para los departamentos de Formosa, Laishi, Pilagas, Pilcomayo y Pirane, además de municipios de Chaco y Corrientes.

¿Puede un rayo matar a decenas de animales?

De acuerdo a las explicaciones de expertos, un rayo suele tener diversos puntos de contacto; puede golpear diferentes sitios en un radio de aproximadamente un kilómetro. Eso explicaría por qué un grupo de animales puede verse alcanzado por un mismo rayo.

Tan pronto como la descarga eléctrica del rayo toca suelo, hay altas corrientes de hasta 200.000 amperes que deben fluir. Y si la conductividad eléctrica del suelo no es buena, la corriente fluirá muy cerca de la superficie.

Eso produce la llamada "tensión de paso" sobre la superficie del suelo, lo que permite medir diferencias de voltaje entre diferentes puntos del suelo.

La "tensión de paso" no es igual para todos los seres vivos, y dos cuestiones a tener en cuenta son la cantidad de miembros que se apoyan sobre el suelo y su longitud.

En el caso de los seres humanos, tendremos una diferencia de voltaje entre nuestros pies separados por unos 80 centímetros. La corriente fluiría mayormente a través de piernas y abdomen, pero no pasaría por el corazón.

La situación es diferente en el caso de los animales, que dan pasos mucho más grandes por lo que la "tensión de paso" es mucho mayor para ellos. Además, a corriente que se desplaza entre sus patas delanteras y traseras circulará siempre a través de su corazón.

Es por ello que el riesgo de muerte es mucho mayor para los animales en un evento como este.