Se fue a vivir a España y su hija acusó a su marido por abuso: El hombre se fugó a Mendoza



Una denuncia por abuso sexual desencadenó una serie de trágicos eventos y dejó a cinco hermanos, de 5, 7, 11, 16 y 17 años, varados y solos en España. La madre se quitó la vida cuando su hija mayor le contó que su padrastro la violaba y el acusado fue detenido en Mendoza, donde intentó escapar cuando salió a la luz la acusación.

Diego Aldegheri y Micaela Romero mantenían una relación desde hacía ocho años y en febrero pasado tomaron la decisión de mudarse a vivir al país europeo con los dos hijos que tenían en común y otros tres mayores de la mujer.

Un giro inesperado de la historia los sorprendió entonces lejos de la Mendoza natal donde se habían conocido, cuando la hija mayor de Micaela le contó que había sido abusada sexualmente por Aldegheri y todo se desmadró.

Furiosa, la mujer echó de la casa familiar a su pareja y este huyó de regreso a la Argentina dejando a todos los menores bajo el cuidado de su madre. Pero no habían pasado todavía ni 24 horas y Micaela no pudo soportar lo que había ocurrido con la adolescente: se suicidó en una plaza cercana al lugar donde vivían.

“Hablé esa mañana con ella, estaba desencajada. Le dije que se tranquilizara, pero no entendía lo que me decía. Me contó que el esposo se había escapado tras la denuncia. Después nos mensajeamos y me puso ‘perdoname, papi’”, relató el padre de la mujer en dialogo con Radio Nihuil.

“Ya descansás en paz de toda esta locura”

La detención de Aldegheri se dio casi en simultáneo con la noticia del suicidio de su esposa. El acusado alcanzó a iniciar los trámites para repatriar a los cinco chicos antes de ser arrestado. Según indicó MDZ Online, fue a través de un pedido presentado ante la cancillería francesa en la Argentina para costear los gastos de los pasajes de vuelta.



“El trato ha sido muy bueno y estoy esperando el llamado desde España y desde Buenos Aires, es muy difícil poder comunicarse y tramitar todo desde acá”, llegó a declarar el mendocino, sobre quien pesaba en un primer momento solo una prohibición para salir del país a raíz de la denuncia realizada por su hijastra. Pero su situación se agravó aún más con el correr de las horas.

“Hoy nadie se puede explicar si es cobardía o valentía lo que hiciste pero te voy a ir a buscar a donde estés para tenerte al lado mío”, escribió en Facebook Aldegheri al enterarse de la drástica decisión de su mujer, y agregó: “Ya descansás de esta locura que es la vida. Siempre serás mi gran amor y te voy a encontrar aunque tenga que atravesar el mismo infierno”.

Todavía estaba libre, pero unas horas después el fiscal de Delitos Sexuales Gustavo Stroppiana ordenó la captura del sospechoso, quien fue detenido el jueves e imputado por el delito de “abuso sexual agravado”.

Las pruebas y la investigación

Al menos cinco testigos del entorno familiar declararon en la causa y ratificaron estar al tanto de la agresión sexual que habría sufrido la adolescente. También se incorporaron una grabación donde la menor le reprocha los abusos al hombre y este último los niega, y un audio que le habría enviado al abuelo materno después de que la mujer se quitara la vida.

Se espera que la víctima sea trasladada a Mendoza para que declare en cámara Gesell. Su testimonio será clave para sostener la denuncia y la prisión preventiva de su padrastro.



En tanto, el Ministerio de Salud de Mendoza avanza con las negociaciones para traer a los todos los hermanos a la provincia. Junto con Cancillería, la Secretaría Nacional de Niñez, Adolescencia y Familia de la Nación (SENAF) y el Gobierno de España Servicio Protección de Niñez, desde la Dirección de Niñez y Adolescencia de Mendoza se realizó una evaluación y seguimiento de los familiares que puedan recibirlos.