Un médico atacó a su ex pareja: La ató, le robó dinero y le rapó la mitad de la cabeza

image

Un médico de 43 años fue detenido en las últimas horas por atacar y robar a su expareja en un departamento del macrocentro de Mar del Plata. El sujeto irrumpió en la vivienda junto a tres cómplices, ató a la víctima y a su mamá de 73 años, robó distintos objetos de valor y antes de retirarse le rapó la mitad de la cabeza a su expareja.

El hecho ocurrió el mediodía del domingo, cuando la mujer llamó al 911 luego de que su expareja, un médico que trabaja en un sanatorio privado de la ciudad, se presentara en su casa. Según relató la mujer a los efectivos de la comisaría segunda, ella tiene vigente una orden de restricción de acercamiento.

Sin embargo, se presentó en la casa, le golpeó la puerta del departamento y le dijo que necesitaba de forma urgente una medicación. La mujer confió en la palabra del médico y le abrió la puerta.

En ese momento, el médico se metió en la casa, acompañado por dos hombres y una mujer que tenían colocado tapabocas, lo cual hizo que no pudiera reconocerlos. Se abalanzaron sobre ella y su madre y las ataron de pies y manos.

Con las dos mujeres reducidas, los sujetos les robaron 1.000 dólares, 50 mil pesos y un televisor LED. La mujer, con marcas visibles en sus muñecas producto de las ataduras, contó a los policías que antes de retirarse de la vivienda la rapó la mitad de la cabeza con una máquina que había llevado especialmente para eso.

La investigación

A partir de la denuncia, se inició una investigación por el delito de “Robo Agravado y Privación ilegal de la Libertad” con intervención de la UFI 1 a cargo de Florencia Salas. 

El personal de Comisaría Segunda obtuvo las cámaras del edificio que registraron el ingreso y salida del exmarido de la víctima y a partir de esa evidencia pidieron una orden de allanamiento y detención.

Este lunes, los efectivos policiales irrumpieron en el departamento del barrio San Juan del médico y lo detuvieron. En su poder tenía un juego de llaves extras a las de su vivienda que fueron secuestradas para determinar si coinciden con las llaves del edificio de la víctima. También se secuestró por orden de la fiscalía el celular personal del sujeto.

La fiscal Salas dispuso que el médico quede detenido en la Unidad Penal 44 de Batán, mientras que continúa la investigación para hallar a los tres cómplices que llevaron a cabo el robo junto a él.