Jubilaciones: los haberes aumentarán un 5% en diciembre

 

 

A partir del próximo mes, los haberes de los jubilados y pensionados del sistema nacional que gestiona la Anses subirán un 5%, con lo cual el haber mínimo pasará de $18.128,85 a $19.035y el máximo, de $121.990 a$128.089. El aumento fue anunciado esta tarde, en una conferencia de prensa que dieron en la Casa Rosada el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero y la directora ejecutiva de la Anses, Fernanda Raverta.

 

Con la suba de diciembre, los ingresos de los jubilados acumularán un incremento en 2020 de entre 24,3% y un 35,3% dependiendo del nivel de ingresos (el aumento más alto corresponde al haber mínimo). Según dijo Raverta, más de 70% de los beneficiarios le ganarán con los aumentos a la inflación. En rigor, todavía no se sabe cuál será el incremento de precios de todo el año, pero según lo estimado por los economistas que participan del Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM) difundido por el Banco Central, la inflación cerraría este año en un nivel de 35,9%. Si se hubiera mantenido la fórmula de la ley 27.426, que rigió en 2018 y 2019, la suba habría sido superior para la totalidad de los jubilados y pensionados: de 42%.

 

Las diferencias del porcentaje de suba en el año se dan porque el primer reajuste de este año, otorgado en marzo, tuvo efectos discriminados, dado que contempló un porcentaje y también una suma fija, igual para todos: resultó, entonces, de entre el 3,75%, en el caso del haber máximo y el 12,96% en el ingreso mínimo. Luego se otorgó un 6,12% en junio y otro 7,5% en septiembre.

 

El incremento anunciado hoy alcanzará también a los valore de la Asignación Universal por Hijo (AUH), que pasará de $3540 a $3717. Además subirán, en igual proporción los montos del salario familiar del sistema formal de la seguridad social. Y habrá también una recomposición para las pensiones no contributivas, como la Pensión Universal para el Adulto Mayor (PUAM), que equivale al 80% del haber mínimo.

 

De haberse mantenido vigente la fórmula de movilidad de la ley 27.426, que rigió en 2018 y 2019, este año los haberes deberían haber aumentado un 42%: un 11,56% en marzo; otro 10,9% en junio; un 9,88% en septiembre, y un 4,48% en el próximo mes de diciembre. Esa fórmula, integrada por la variación trimestral del Índice de Precios al Consumidor (IPC) y los salarios formales según el Ripte, fue suspendida por la ley de emergencia económica aprobada en diciembre de 2019. Si bien la suspensión fue en principio por 180 días, luego hubo una prórroga hasta fin de año, dispuesta por un decreto de necesidad y urgencia.

Publicar un comentario