En Bahía Blanca una pareja que adoptó a dos niños africanos ahora los devolvió porque dicen que no se adaptan

 

 

La justicia bahiense brindó detalles de un hecho que causó indignación en la comunidad con la denuncia que en las últimas horas formuló una funcionaria del área de Trabajo Social del Municipio, junto a integrantes del Equipo Interdisciplinario de la Comisaría de la Mujer y la Familia, con relación a un hombre que adoptó a dos niños africanos y el pasado 17 de noviembre los abandonó en la sede policial.

 

Los pequeños son hermanos mellizos, tienen 6 años, y habían sido traídos por el matrimonio bahiense - con residencia en San Martín de los Andes - desde Guinea Bissau en agosto de 2019 con nombres nuevos, según fuentes judiciales.

 

Incluso se precisó que tras adoptarlos, habían convivido una semana juntos en el orfanato en el cual se encontraban.

 

La causa que tramita la UFIJ N°8, a cargo del fiscal Marcelo Romero Jardín, evalúa la posibilidad de un delito de incumplimiento de los deberes de asistencia familiar (Art. 1 y 2 inc B de la Ley 13.944 ) y un posible fraude a la Ley de Migraciones.

 

Los funcionarios puntualizaron que los niños no tienen Documento Nacional de Identidad (DNI) ni provisorio ni de residencia. Los padres adoptivos tampoco presentaron documentación correspondiente que acredite que la adopción completó todos los pasos legales requeridos en el país africano.

 

En la denuncia consta que los pasaportes de los chicos fueron emitidos en el continente de origen, no con sus identidades originales, sino con los nombres de pila que eligieron los adoptantes y con el apellido del padre adoptivo.

 

Además en el documento de validez internacional sólo quedó reflejada la salida de Guinea Bissau, y no el ingreso a la Argentina.

 

El hombre, identificado como el presunto padre adoptivo, esgrimió razones personales que dificultaban su vinculación y sostenimiento de la vida familiar.

 

No obstante, en el documento los funcionarios del equipo interdisciplinario consideran que en este caso se violaron los Derechos de los Niños al constituir un caso de maltrato infantil y una forma de violencia que tendrá consecuencias inmediatas y también en el futuro desarrollo de los pequeños.

 

Para sostener esta acusación, describieron que el ingreso del hombre a la dependencia policial fue “sujetando a los menores de ambos brazos y, sin ningún miramiento, para informarnos que es su deseo ENTREGAR a los niños, desentendiéndose totalmente de las obligaciones paternas de cuidar, convivir, alimentar y educar a sus “HIJOS”, además de la COSIFICACIÓN que hace de los menores”.

 

Si bien se deberá evaluar si se trata de un delito federal y, en ese caso, diferenciar las competencias de cada fuero para avanzar en la causa, ya hay distintas diligencias solicitadas.

 

En el marco de la investigación, se tramitará un pedido de informe a Migraciones para analizar la autenticidad de la documentación presentada y los registros de acceso al territorio nacional.

 

Además también requerirán información al area de Niñez y Familia de la Municipalidad de Bahía Blanca.

Publicar un comentario