(VIDEO) "Fidelito", el profesor que se hizo viral en redes sociales por sus trucos para aprender matemática

Trucos para aprender las tablas de multiplicar, estrategias para resolver ecuaciones y reglas de geometría. Esas son algunas de las temáticas que aborda Fidel Medina Castillo, más conocido como “Mi Profe Fidelito”, desde sus redes sociales. 

Su creatividad a la hora de encarar la enseñanza de este tipo de contenidos le valió, en pocos meses, una gran popularidad.

Tiene cuenta en YouTube, Instagram y Tik Tok. En esta última plataforma es donde se destaca por su popularidad: cuenta con 1,2 millones de seguidores, la mayoría de sus videos acumulan entre 300 y 600 mil reproducciones e incluso uno de sus clips alcanzó los 15 millones de vistas.



“Empecé a subir videos de Matemáticas el 25 de abril. Las primeras semanas no tenía muchos seguidores, pero el video de la tabla del 7 fue furor. Fue el que marcó el salto”.

Contó.

En ese clip al que hace referencia, se lo ve enseñando un “truco” para aprender la tabla del 7. Una estrategia que logra resumir en un minuto, y que consiste en posicionar números en un cuadrante siguiendo determinados pasos al final de los cuales, se puede ver cómo quedan todos los resultados de la tabla posicionados de manera consecutiva.

Todo lo explica en un minuto. Lograr condensar sus clases en tan poco tiempo fue un verdadero desafío. 

“El primer video lo hice en casi 3 horas porque tenía que lograr reducir toda información en un minuto. Ahora hacer un video me resulta mucho más fácil, es cuestión de minutos”.

Sostuvo.

Fidel tiene 46 años, es ingeniero electrónico y vive en Lima. Su pasión es enseñar y cuenta que fue el mayor de sus cuatro hijos el que lo alentó a compartir sus enseñanzas en las redes sociales.

“Yo digo que es como mi community manager porque me enseñó lo que busca la audiencia, me sugirió que fuera más interactivo y dinámico”.

Explicó. Y añadiò: 

“me di cuenta de que no servía que enseñara como lo hacía hace 12 años, tuve que cambiar para llegar al público, para ganar seguidores y que mis videos llegaran a más gente”.


La popularidad lo sorprendió. No se esperó que sus videos se viralizaron tan rápido. 

“La primera entrevista que me hizo un medio local fue el 4 de junio. Me llamaron de un canal para entrevistarme y yo pensé que era broma”.

Aseguró.

Comenzó a trabajar como docente en 1994 y hasta 2008 se dedicó de lleno a esta profesión que descubrió casi por casualidad. Empezó a incursionar en la docencia cuando estudiaba en la universidad con el objetivo de juntar dinero para pagar sus estudios, pero poco a poco ese hobby fue ganando más espacio en su vida y se abocó a aprender técnicas para mejorar su capacidad como docente.


Al principio daba clases en academias para preparar a egresados de secundario para su ingreso a la universidad. 

“Después de mi primer año dando clases, acompañé a uno de mis alumnos que ingresó y fue un momento muy emocionante. Nos abrazamos con él y su familia. Me dijo: `gracias a usted, profe, por los consejos. Y eso me marcó, me acercó más a la docencia. Empecé a dedicar el doble o triple del tiempo a preparar las clases porque sentía que los estaba ayudando”.

Contó.

Dice que aprendió a enseñar fruto de sus experiencias y sus propias investigaciones. Se dedicó a leer y a estudiar para perfeccionarse por su cuenta. 

“Después empecé una maestría en docencia universitaria, en 2001 pensando que me darían herramientas para ser más didáctico, pero era lo mismo que yo ya había leído y aprendido por mi cuenta, así que no la culminé porque no cumplía mis expectativas”.

Dijo.


Hasta 2008 se dedicó a enseñar en academias y colegios tanto a nivel primario, secundario como preuniversitario. Daba clases en varias provincias, ofrecía capacitaciones para docentes, dictaba conferencias y estaba escribiendo un libro. También tenía un empleo como ingeniero en una empresa. 

“Después lo dejé de la noche a la mañana por temas familiares. Tuve que tomar la decisión de acompañar a mi mama y mi papa en un emprendimiento de pastelería”.

Recordó. Ese emprendimiento que comenzó en la cocina de su hogar, fue creciendo y se convirtió en una cadena de 8 locales, cinco de los cuales se vio obligado a cerrar recientemente por la pandemia.



En la actualidad sigue trabajando en los locales de pastelería y dedica su tiempo libre a compartir sus enseñanzas por sus redes sociales. Pero también encuentra tiempo para escribir. Si algo le sobra es vitalidad. Y esto se nota al hablar con él: durante toda la entrevista se lo vio sonriente y con un entusiasmo que se cuela en su verborragia y cada uno de sus gestos.

Acaba de terminar de escribir “48 horas”. 

Según cuenta es el guión de una película de acción basada en hechos reales. 

“Es la historia de dos hermanos: uno es policía y el otro es delincuente que se unen para terminar con la criminalidad que hay en Perú”.

Concluyó mientras muestraba con orgullo la tapa de su libro.


Publicar un comentario