Home Ads

MAR DEL TUYÚ: Tras 3 años prófugo fue capturado un abogado involucrado en un escándalo narco



Estaba prófugo desde el 24 de julio de 2020. Su captura había sido ordenada por la jueza federal Sandra Arroyo Salgado en una causa que desató un escándalo: una investigación sobre una asociación ilícita integrada, supuestamente, por funcionarios judiciales, uniformados y abogados, que, entre otros delitos, habría robado cargamentos de cocaína a bandas narco y habría extorsionado a delincuentes vinculados con el narcotráfico. Pero Gustavo Semorile, letrado conocido por los pasillos de los tribunales de San Isidro y San Martín, logró estar clandestino tres años y casi siete meses. Se pensó que había escapado a Paraguay. Sin embargo, en las últimas horas fue capturado por la Gendarmería Nacional en Mar del Tuyú, en el Partido de la Costa.

Así lo informaron a LA NACION fuentes judiciales. En las próximas horas, Semorile será indagado por el juez federal Emiliano Canicoba, que reemplazó a Arroyo Salgado, después de que la magistrada fuera apartada de la causa, y por el fiscal federal de San Isidro Fernando Domínguez, a cargo de la investigación.

Se trata del expediente donde Arroyo Salgado, en octubre de 2021, había procesado como jefe de la de la asociación ilícita al por entonces fiscal de San Isidro Claudio Scapolan, funcionario que fue destituido el año pasado tras un juicio político.

Finalmente, en junio de 2022, la Sala I de la Cámara Federal de San Martín revocó el procesamiento por asociación ilícita que pesaba sobre Scapolan. Sí, confirmó la imputación por presunta falsedad ideológica de documento público en relación con el operativo Leones Blancos, donde se secuestró casi media tonelada de cocaína, mientras que entre 520 o 560 kilos de esa droga fueron robados por los uniformados a cargo del operativo, según definió la acusación.Esa cocaína robada terminó en unas cabañas de Santa Clara del Mar, desde donde fue distribuida para su comercialización. Antes del traslado a la costa, según la declaración de imputados arrepentidos y testigos de identidad reservada, la droga estuvo almacenada en un salón de fiestas de Quilmes que pertenecería a unos de los policías investigados.

La Cámara Federal de San Martín también le redujo sustancialmente el embargo que pesaba sobre sus bienes: pasó de 2000 millones a un millón de pesos.

A Semorile lo hundió otro sospechoso que declaró como arrepentido.“Concretamente, a lo largo de estos años tuve otros episodios que, analizados al día de hoy, con todo el conocimiento que hoy tengo, me llevan a la sospecha de que si Semorile tenía el dato de que un cliente suyo estaba haciendo dinero de manera legal o que algún cliente hacía plata de manera ilegal, en el primer caso iba a [haber] lo que se denomina ‘venta de humo’ y en el otro, una extorsión. Y de esta manera, independientemente de cuál fuera el caso, en una investigación legítima con procedimientos legítimos se intenta mejorar algo –la situación de sus defendidos con un supuesto ‘arreglo’–, o bien el armado de una causa a personas totalmente inocente”, afirmó el imputado colaborador.



Home Ads
GENERAL JUAN MADARIAGA El Tiempo