La dueña de un Bulldog Francés denunció por abandono a una veterinaria: Le explicaron que el perro “se descompensó y murió”



“Hoy te mataron mi Juanita. Te llevé a cortar las uñas y bañarte y te mataron”, dice el posteo que realizó Eva María Patricia Stadler en su cuenta de Instagram y se encargó de hacer llegar a los medios de comunicación con el fin de difundir lo ocurrido este jueves por la mañana en una veterinaria de la avenida Constitución. Desde la institución desmintieron la acusación y aclararon que la mascota se descompensó porque arrastraba un delicado cuadro clínico general. 

Según la mujer, su Bulldog Francés de seis años era un "animal sano" y falleció por una falla cardíaca ocasionada por el suministro de sedantes y asegura que en el centro médico veterinario “no asistieron” al animal y lo “abandonaron a su suerte”. 

"Hice la denuncia y mañana hare la autopsia de mi perrita para saber qué le inyectaron sin mi autorización. De las acciones penales y/o civiles no quero dinero, quiero que intervenga el Colegio de veterinarios y le quite la matricula a quien hoy la abandonó y la dejó morir", explicó la mujer

En diálogo con 0223 los propietarios de la veterinaria calificaron de "falaz" a la denuncia que rápidamente se viralizó en redes sociales y explicaron que el perro llegó a la institución para realizar una consulta médica y posterior baño y corte de uñas. En ese sentido, el cuadro clínico del animal que ya había sido informado a sus propietarios derivó en una descompensación general una vez finalizados los servicios y mientras “Juanita” esperaba a ser retirada por sus dueños.

“Al advertir el cuadro fue inmediatamente asistido por nuestra veterinaria y notificada su dueña, pero el desenlace fue imposible de evitar”, aseguraron desde la veterinaria y salón canino al tiempo que señalaron que la ficha médica del animal fue entregada a los dueños de Juanita junto con el cuerpo mientras les daban los detalles del parte médico.

“Queremos dejar constancia que bajo ninguna circunstancia se suministran drogas, ni tranquilizantes de ningún tipo a las mascotas que asisten a nuestros lavaderos”, aseguraron desde la veterinaria.

El descargo de la veterinaria

El comunicado completo:

"En virtud del lamentable suceso ocurrido en nuestro comercio y en atención a la falaz denuncia realizada por la dueña del perro Sra. Eva María Patricia Stadler, consideramos necesario aclarar que el perro concurrió a nuestro establecimiento para una consulta veterinaria y posterior baño y que el cuadro clínico que llevó a su descompensación se produjo una vez finalizados ambos servicios mientras esperaba el retiro por parte de la propietaria.

Al advertir el cuadro fue inmediatamente asistido por nuestra veterinaria y notificada su dueña, pero el desenlace fue imposible de evitar.

De todo lo expresado tenemos pruebas que serán presentadas oportunamente ante la justicia. Los detalles ya fueron brindados a la familia y no los divulgaremos porque corresponden al ámbito privado. No obstante, queremos dejar constancia que bajo ninguna circunstancia se suministran drogas, ni tranquilizantes de ningún tipo a las mascotas que asisten a nuestros lavaderos.

 Por otra parte, informamos que el sector de legales de la empresa se encuentra trabajando en el caso, no sólo para esclarecer los hechos sino también, para accionar legalmente ante las falsas acusaciones y difamaciones realizadas por la nombrada propietaria, en redes sociales como en medios de comunicación".