MADARIAGA – EXCLUSIVO DE CNM: Menores fueron atacados a botellazos y patadas a la salida de una fiesta privada

 


Imagen Ilustrativa

Dos adolescentes, de entre 15 y 16 años, debieron ser atendidos en el Hospital Municipal luego de ser agredidos por una patota conformada por 4 jóvenes que los atacaron a la salida de una fiesta que se realizó en el interior de una casa de calle Saavedra.

 

Las víctimas, que son amigos entre sí, fueron perseguidos y golpeados con botellas mientras estaban en el suelo. También recibieron patadas y piñas y pudieron correr hasta la avenida Buenos Aires en donde encontraron una automovilista que los trasladó hasta el Hospital y los puso a salvo.

 

El origen de la pelea

 

Todo comenzó en el interior de la vivienda en donde se armó un encuentro a través de mensajes de WhatsApp. Los concurrentes debían llevar sus bebidas y en el garaje y patio de la casa sólo les vendían el hielo para refrescar los tragos.

 

Una de las víctimas fue increpada por quién sería luego un atacante quién le sacó el vaso de la mano y se negaba a devolvérselo.

 

“Si no te lo devuelvo qué” le decía por lo que el menor se retiró para buscar otro trago.

 

Allí había no menos de 100 menores de edad que bailaron y bebieron hasta el amanecer.

 

Cuando todos salieron, los denunciantes comenzaron a ser perseguidos por 4 chicos a los que identificaron como “una pandilla del Barrio Belgrano”.

 

La primera de las víctimas fue golpeada ferozmente y su amigo hizo lo imposible para reunir a la mayoría de los atacantes en su contra y salvar a quien había caído al piso.

 

Pasados los minutos de corridas, los dos chicos resultaron con golpes varios y cortes y pudieron reunirse con otros conocidos sobre la avenida Buenos Aires en donde pidieron ayuda.

 

Tras ser atendidos, ya en compañía de familiares, realizaron la denuncia correspondiente.