Un trapito apuñaló por la espalda a un empresario que no le quiso dar plata

Un trapito apuñaló por la espalda a un empresario de 72 años que se negó a darle dinero por el cuidado de su auto en el barrio porteño de San Telmo. El violento ataque sucedió el pasado domingo cerca de las 20 horas, en la calle Humberto Primo al 400.

La víctima, identificada como Mario P., llegó a la guardia del Sanatorio Otamendi por sus propios medios y con una herida en la zona baja de la espalda. Allí fue operado por los médicos y quedó internado en estado de observación, con pronóstico favorable.

La Fiscalía N°9 interviene en el caso, con un expediente por tentativa de robo y lesiones graves. La persona que acompañaba al empresario era buscada por la Policía de la Ciudad y se convierte en un testigo clave.

El lugar del ataque, epicentro de la inseguridad

El ataque al empresario se dio a metros de la plaza Dorrego, en pleno barrio de San Telmo, un lugar repleto de locales gastronómicos y bares. De este modo, los investigadores confían en encontrar más testigos del hecho que sucedió a las 20 horas del domingo.

Debido a los múltiples hoteles que también se emplazan en la zona, en San Telmo suelen suceder ataques a extranjeros. Uno de los más recordados se produjo en 2019, cuando a un turista sueco tuvieron que amputarle una pierna porque un delincuente le disparó para robarle el teléfono celular.

Unos días más tarde, un ciudadano canadiense, de 35 años, fue apuñalado en el hombro cuando al menos cuatro delincuentes lo interceptaron en la madrugada para quitarle sus pertenencias.

A fines de septiembre pasado este barrio también fue escenario de un violento robo piraña, perpetrado por al menos siete delincuentes que a punta de pistola, golpes y amenazas, redujeron al encargado y llevaron el dinero de la recaudación. Segundos después, huyeron a bordo de la camioneta de uno de los clientes del lugar.

Según confirmaron fuentes policiales, en esa oportunidad, el brutal asalto ocurrió en un garaje ubicado sobre la avenida Paseo Colón al 1100, en un horario en el que todavía la circulación por esa zona de la Ciudad es intensa.