MADARIAGA: El propietario del Centro Cultural Sarasa protestó en la Municipalidad y discutió con funcionarios

 


 

Esta mañana se produjo una nueva discusión entre el propietario del Centro Cultural sarasa y funcionarios en el Hall del primer piso del Municipio.

 

Todo se desencadenó el viernes cuando la oficina de inspección le avisó a Rafael Climente que no podía realizar un baile de reapertura del Centro Cultural de San Martín y Belgrano porque el lugar no estaba habilitado para tal evento. Tampoco lo permitían las condiciones pandémicas.

 

Desde el municipio habían detectado un flyer en redes sociales dónde anticipaban ese “bailongo” y se habían comunicado con Climente para darle conocimiento de la negativa. La publicación había sido reformulada y modificada a las horas, pero se sospechaba que el baile igualmente iba a existir.

 

CNM publicó el flyer de promoción ese mismo día explicando la situación y la cancelación del evento.

 

Esta mañana el encargado del sitio fue al municipio, empezó a cantar a los gritos en el hall delante de decenas de personas que esperaban la entrega de certificados por el curso de la Ley Micaela y cada vez que un funcionario lo quería recibir, él se negaba y pedía sólo por Emiliano San Martín de inspección.

 

Cuando fue recibido por San Martín, a los gritos, le cuestionó la cancelación del encuentro y arrojó la carpeta de habilitación para luego irse.

 

La Ordenanza n°2724/21 no permite la realización de una bailanta y en esa legislación se explica que queda prohibida la actividad de baile como actividad exclusiva y/o principal del lugar.

 


Además, días pasados desde el Ejecutivo se le entregó a Climente una habilitación provisoria.

 

Desde el municipio hablaron de una “especie de actitud extorsiva el señor Climente intenta confundir o distorsionar la realidad de los hechos intentando utilizar un marco legal específico de espacio cultural con un fin exclusivamente comercial como es un lugar de baile”.

Publicar un comentario