Se cayó al pisar arroz que tiraron en un casamiento y se quebró la muñeca

Un insólito hecho tuvo lugar en la localidad de Coronel Pringles, donde una mujer que se dirigía al Registro de las Personas resbaló al pisar arroz (arrojado tras un casamiento) y cayó al suelo, quebrándose la muñeca.

Tal como informó el portal El Orden, la pringlense concurrió al lugar para realizar trámites, pero terminó sufriendo la caída y debió ser intervenida quirúrgicamente.

“Mi señora tiene 60 años, ¿si se hubiese quebrado la cadera? ¿Y si la persona que se cae es una mamá con un bebé en brazos? No es de ahora este problema y hay que poner cartas en el asunto”.

Comentó Luis Castillo, esposo de la damnificada, en diálogo con el mencionado medio.

El hombre dijo que él se quedó en el vehículo y ella se bajó para ingresar al edificio. 

“Al ratito veo que llega la policía y para el patrullero adelante. Los efectivos se bajan apresurados, y pensé que estaban por hacer alguna multa o algo así. Se me acercan después y me dicen: señor, su señora se descompuso”.

Contó.

Y continuó: 

“Fui a donde estaba mi señora, ya la habían levantado y estaba con la muñeca quebrada. Cuando le pregunto qué fue lo que pasó, me dijo que se había patinado con el arroz, a la mañana hubo un casamiento”.

“La policía se fue y las chicas del Registro Civil se lavaron las manos. Me dijeron, ‘nosotras estamos cansadas de decirles que no tiren arroz'”.

Señaló.

“Yo, como policía retirado, felicito a la policía por bajarse a socorrer, pero se tendrían que haber quedado en el lugar viendo que mi señora tenia lesiones, estaba quebrada. Tendrían que haberse quedado y hacer actuaciones”.

Apuntó. Castillo indicó que todos se fueron, quedó solo con su esposa y la tuvo que llevar al hospital.


 


Publicar un comentario