Un pueblo de Suiza les ofrece más de 70 mil dólares a familias que decidan ir a vivir ahí


Albinen es un pueblo de Suiza que cuenta con menos de 300 habitantes. Debido a ello es que las autoridades locales idearon un plan para lograr mantener a los más jóvenes y traer nuevos proyectos para devolverle la vida al pueblo, que se destaca por poseer una belleza natural soñada.

Albinen, una pequeña localidad de Suiza que se destaca por sus montañas, paisajes y aguas termales. Sin embargo, está en riesgo de quedarse sin habitantes si continúan las migraciones hacía otras ciudades céntricas del país europeo. Incluso es un problema que afecta a varios países de ese continente, en principio por el envejecimiento poblacional.

Con respecto a lo antes mencionado es que, desde 2017, el Gobierno de dicho país ofrece unos 72 mil dólares para quienes tomen la decisión de ir a vivir y asentarse allí. Cada una de las ayudas que ofrece este pueblo varía.

Esto depende a cada uno de los integrantes de la familia, siempre y cuando accedemos a una vivienda en el lugar. Por ejemplo, los adultos tienen una ayuda hasta los 25.000 francos, esto serían más o menos 25.824 dólares; por otra parte, los niños reciben 10.000 francos, o sea 10.3290 dólares. Una familia en total podría devengar una ayuda total de 70.000 francos.

Este pueblo suizo se caracteriza principalmente por su entorno natural privilegiado, ya que se encuentra rodeado de montañas, con la posibilidad de disfrutar cada día de paisajes espectaculares y actividades tanto en verano como en invierno.

De hecho, En la época estival se pueden hacer excursiones en bicicleta o actividades de senderismo por las rutas del Valais de los Alpes. Además, también se destacan actividades en esta zona como el esquí y el snowboard.

Otra de actividades que se pueden disfrutan en este sitio son las aguas termales de hasta 50 grados de temperatura que brotan de forma natural en los baños de Leukerbad, a diez minutos de Albinen, y las mismas están abiertas los 365 días del año

Por su parte, en Albinen, situada en el Valle del Ródano a 1.300 metros sobre el nivel del mar, hay una iglesia rodeada por casas típicas, muchas de ellas convertidas en casas de verano o de fin de semana. Pero la idea de las autoridades es que quienes se instalen en la ciudad no vayan solo en vacaciones.

La campaña se lanzó hace cuatro años después de una gran migración de jóvenes, quienes optaron por mudarse a ciudades como Ginebra, Zúrich y otras ciudades más grandes, en principio por cuestiones estudiantiles o por trabajo. Esto hizo que la zona poco a poco se despoblara.


Requisitos para vivir en Albinen

El plan fue aprobado hace cuatro años con el lanzamiento del reglamento sobre promoción y vivienda familiar, tiene ciertos requisitos a cumplir, que no hacen tan simple la decisión de mudarse al pueblo.

Los adultos deberán tener menos de 45 años y firmar que vivirán en el pueblo 10 años, por lo menos. En el caso de que su estancia sea más corta, deberán devolver la ayuda recibida. Además, los aspirantes deben demostrar que realizarán una inversión en esa comuna suiza, la cual debe ser de al menos 200.000 francos suizos (unos 170.000 euros).

No obstante, para este plan poblacional sólo podrán postularse suizos o extranjeros que poseen el “permiso de establecimiento suizo tipo C ”, una autorización que el país concede a ciudadanos de la Unión Europea y de la Asociación Europea de Libre Comercio (EFTA) luego de una residencia ininterrumpida de cinco o diez años en Suiza, según cada caso.

Estos requisitos desafortunadamente dejan excluidos a los argentinos, por lo que no será posible emigrar a la pequeña localidad suiza con la nacionalidad de Argentina.



Publicar un comentario