La secuestraron cuando iba a la casa de una amiga: Abusaron de ella y la quemaron por 6 días


Una joven de 20 años fue víctima de una verdadera pesadilla en la ciudad de  Paraná, Entre Ríos. Un grupo de personas la abordó cuando iba caminando a la casa de una amiga, y la subió a la fuerza a un auto. Luego la mantuvieron encerrada en una vivienda durante seis días en los que la golpearon, abusaron sexualmente de ella y hasta quemaron parte de su cuerpo.

Por el hecho, que tuvo lugar el pasado 6 de julio, hay dos hombres y dos mujeres detenidos. 

“El pasado martes fue a la casa de una amiga, cuando salió caminando la manotearon y la subieron a un auto a la fuerza, la llevaron a la casa donde estuvo durante seis días. Fue golpeada en todo el cuerpo. Tiene moretones por todas partes, producto de golpes con un palo. También la quemaron con un nylon”.

Relató la madre de la joven. 

Además, la mujer explicó que un día después del secuestro, recibió la llamada de una de las mujeres que participó del hecho “haciéndose pasar por una de las amigas” de la hija. 

“Me dijo que ella estaba bien en su casa y me cortó el teléfono”.

Contó. 

“También le utilizaban las redes sociales haciendo alusión a que mi hija estaba bien, como si nada. Yo sospechaba, pero no tenía como comunicarme con ella porque no tiene celular”.

Manifestó la mujer.

La pesadilla parecía no tener fin, hasta que el lunes 12 de julio, una vecina llamó a la policía tras escuchar los gritos de la joven. Cabe destacar que la casa en la que estaba secuestrada se encuentra ubicada a unas pocas cuadras de la comisaria Novena, en el barrio Anacleto Medina Norte de la capital entrerriana.

Una vez en el lugar, los efectivos detuvieron a dos mujeres de 37 y 27 años, y un hombre mayor de edad.

“Por lo que se acuerda mi hija, fueron cuatro hombres y dos mujeres quienes la golpearon y abusaron. Tres de ellos no estaban en la casa al momento que fue la policía. Mi hija los pudo reconocer a los hombres y mujeres que la golpearon. Los datos y mensajes los tiene la Fiscalía a cargo de la causa”.

Relató la madre de la chica. 

Además, contó que su hija “estaba en una pieza, tipo cochera, que no tenía salida al fondo. Ella pedía auxilio por una ventana que había. Por suerte una vecina escuchó y actuó llamando a la policía”.

Tras ser rescatada, la víctima fue hospitalizada por las heridas sufridas en todas partes del cuerpo. 

“Estoy esperando que me llamé la jueza para ver cómo podemos hacer con la doctora los análisis y estudios que restan. Ella esta operada por una cesárea y fue golpeada en la panza, tiene un huevo y está largando sangre”.

Relató la mujer que actualmente está con custodia en su casa.

La fiscal María Eugenia Schmidt a cargo de la causa trabaja con los datos brindados para poder esclarecer el hecho y dar con los sospechosos que estuvieron durante esos días. 

“Quiero que se haga justicia por mi hija”.

Concluyó la mujer.




Publicar un comentario