MADARIAGA – PASÓ EN LA 93.3: Gracias a un policía se llegó a uno de los presuntos autores del robo al campo “La Cabaña”


El protagonista de la investigación y que dio el primer dato certero para desandar un camino que terminó con dos allanamientos y un detenido en Mar del Plata por un robo ocurrido el pasado mes de abril en el campo “La Cabaña” se llama Joaquín Plannels.

 

El uniformado que realizó algunos turnos de adicional en el peaje de la ruta 74 fue quién se presentó ante la fiscalía días después del hecho y declaró que vio un auto pasar en varias oportunidades por la estación de peaje y que, por eso, anotó su patente y le tomó una foto. En su interior iban e personas y el ir y venir, varias veces en un día fue lo que le hizo sospechar. Justamente se había enterado que, en el asalto agravado al campo, las víctimas habían relatado que los ladrones usaron un Volkswagen Bora con algunos vidrios tonalizados y de color gris o azulado. El auto de sus fotos, era el mismo.

 

La declaración de Plannels llevó a pensar que los hombres estuvieron haciendo inteligencia de los caminos internos y las cámaras locales dado que el día del robo no quedaron registrados en absolutamente ninguna.

 

Desde ahí hasta los allanamientos del martes por la noche pasaron meses. La SubDDI de Villa Gesell se puso al mando de la investigación. Tenían el dato, una patente, pero el auto había dejado prácticamente de circular. Estaba, como se dice en la jerga, siendo enfriado en un garaje y con muy poco rodaje.

 

Día a día una comisión policial fue recolectando pruebas y armando el recorrido. Un arduo trabajo que llevó hasta la zona del autódromo de Mar del Plata.  Con guardias sigilosas, y de encubierto, pudieron ver el auto, a su conductor, y los lugares que frecuentaban.

 

Se recolectaron pruebas y fotos hasta que el fiscal Walter Mercuri consideró que era momento de pedirle al juez Gastón Giles el allanamiento. Así se pudo avanzar sobre dos domicilios, detener a Walter Adrián Antonich, de 22 años, y secuestrar guantes, precintos, teléfonos celulares y un revólver del interior de una camioneta que se encontraba en otro domicilio que el acusado frecuentaba.

 

Esta mañana en la 93.3, el fiscal Walter Mercuri pidió prudencia. Consideró que se dio un paso importante pero que aún faltan muchas medidas de prueba sobre los elementos secuestrados. Recién tienen a Antonich, que tiene domicilio en Madariaga pero que no vive aquí, y quieren avanzar sobre sus cómplices, aunque la tarea puede volverse engorrosa porque tras los allanamientos pueden haberse ocultado. 

Publicar un comentario