Irrumpieron en un cine, robaron pochoclos, tuvieron relaciones y se quedaron dormidos


Una pereja irrumpió en medio de la noche en una sala de cine en San Petersburgo, Rusia, y el video captado por las cámaras de seguridad se volvió viral: robando pochoclos, gaseosa, tuvieron relaciones sexuales y se quedaron dormidos.

Aprovechando las restricciones de la ciudad impuestas por la pandemia del coronavirus, la pareja entró en el cine Kinograd el pasado 15 de marzo.

En el vídeo, que ya circula por las redes sociales, se ve a la pareja robando pochoclos y otros snacks. También se sirven bebida en un vaso grande antes de entrar en una de las salas del cine.

Tras ello, la pareja mantiene relaciones sexuales y acaba quedándose dormida allí mismo. Después de pasar toda la noche en el cine, consiguieron escapar por la mañana antes de ser detectados por los guardias de seguridad.

Un vocero del cine dijo que la pareja limpió respetuosamente lo que ensuciaron antes de irse, pero muchos usuarios de Internet que vieron las imágenes dijeron que el incidente planteó problemas de seguridad en el centro comercial.

Los medios locales dijeron que el cine incluso quería ofrecerles entradas para una proyección especial por ser tan considerados antes de irse, lo que enfureció aún más a las personas que creen que las autoridades deberían castigarlos en lugar de recompensarlos.



Publicar un comentario