MADARIAGA: El Coronavirus abre la posibilidad de un “boom” turístico apartado de los centros vacacionales


 

Todos quieren descansar de un año en el que poco pudieron moverse, no existieron las vacaciones de invierno y hay deseos de vacacionar. La temporada es aún incierta pero las consultas crecen y se multiplican.

 

Protocolos, restricciones y barbijos se reiterarán hasta la llegada de la vacuna pasado el primer trimestre de 2021. Hoy las familias no piensan en hoteles sino en lugares abiertos, distanciados de vecinos y en donde si hay una pileta mucho mejor. Una opción que esté a pocos minutos de la playa que contenga verde y en donde no haya abarrotamiento de personas. En esos puntos Madariaga se convierte en un destino observable para los veraneantes.

 

En torno a Capital Federal muchos eligen a san Antonio de Areco, Chascomús, Tandil, el Delta y hasta Luján. Hay otros que ya tienen sus casas en la costa y se las repartirán con amigos en escapadas de 4 o 5 días. Pero las chacras serán las vedettes del próximo verano.

 

Madariaga tiene una treintena de ellas. La mayoría ubicadas en Laguna del Rosario que pueden encontrarse en internet. También hay casas en la zona norte de la ciudad y chacras esparcidas en el área periurbana.

 

El Country Club La Victoria comenzó la construcción de unas 4 casas pero tan solo 3 de ellas estarán culminadas para los primeros días de enero.

 

Por internet, el punto básico para ofrecerlas, son pocas las que aparecen y muchas llevan como palabra clave Pinamar.

 

Arb&B, con precios en dólares tiene algunas opciones de casas completas, por día y con parrillas o piletas.

 

Este año Madariaga recibirá tan sólo 946.000 pesos del fondo de turismo recientemente entregado al poder validar unos 30 establecimientos turísticos y quedó muy por detrás de Villa Gesell –al tope de la tabla- con 19.629.191 pesos y La Costa con 10.704.788 pesos que pasaron a Mar del Plata en cantidad de validados.

 

Del municipio dependerá el potenciar la agenda turística y promocionar a la localidad para generar un movimiento acorde a los tiempos de pandemia que también sirva a la economía local.

Publicar un comentario