En medio del faltante de cigarrillos, cayó con 10 mil atados de "puchos" de contrabando

La Policía de la Ciudad detuvo a un hombre que llevaba más de diez mil atados de cigarrillos de contrabando, por valor cercano al millón de pesos, utilizando para circular un permiso de transporte de alimentos.

La detención del hombre, de 25 años, estuvo a cargo del personal del Destacamento de Autopistas que realizaba un control poblacional en el Peaje Dellepiane, en el barrio de Parque Avellaneda.
 El conductor de una Renault Kangoo carecía de cédula azul para manejar el utilitario, aunque tenía permiso para transportar solo alimentos, en el marco de la cuarentena por la pandemia del coronavirus.

Ante este panorama, los efectivos, en presencia de dos testigos, verificaron la carga del rodado y encontraron doce bultos, lo cuales contenían un total de 1.150 cartones, es decir 11.500 atados de cigarrillos de tabaco con la denominación de Eiffel.
 Se trata de cigarrillos que no se producen en el país y fueron ingresados de contrabando, y según verificación por agente aduanero, tiene un valor de mercado de 946.200 pesos.

La incautación de cigarrillos se da en el marco de un faltante en el mercado por el parate en la producción de las tabacaleras con fábricas en el país.
Al consultar con el Juzgado Nacional en lo Penal y Económico Número 5, a cargo del Doctor Amarte y ante la Secretaría Número 9 de la Doctora Nicocia, se procedió a la detención del hombre y su traslado a la Alcaídía 1 Bis de la Policía de la Ciudad.
El magistrado dispuso labrar actuaciones por infracción a la "Ley de Delitos contra el contrabando y delitos contra la Salud Pública” y desobediencia a los artículos 205 y 239 por violación de la cuarentena.

Además, ordenó el secuestro de la camioneta y la mercadería, la cual fue llevada a la Comisaría Vecinal 7 A de la Policía de la Ciudad, donde fue verificada por un agente aduanero, quien fue el encargado de realizar la tasación.




Publicar un comentario