Un reconocido pediatra marplatense murió tras ser atacado a golpes por su hijo

 


El reconocido pediatra de Mar del Plata Juan Ramos murió tras ser atacado a golpes por su hijo, quien fue detenido este viernes en una clínica neuropsiquiátrica donde llevaba adelante un tratamiento.

Tras el pedido presentado por la fiscal Florencia Salas, el juez de Garantías Juan Tapia libró la orden de detención del hijo del pediatra y la medida se efectivizó esta mañana.


El hecho ocurrió el 17 de mayo cuando por causas que se desconocen y son materia de investigación, el pediatra de 76 años recibió una brutal golpiza de su hijo (35). La víctima fue internada en la Clínica del Niño y la Familia y su estado de salud se complicó. En las últimas horas se confirmó su fallecimiento, pese al esfuerzo de los médicos.


La autopsia fue clave para cambiar el curso de la investigación. El resultado preliminar determinó que el pediatra murió a raíz de las heridas internas que le provocaron los golpes.


La fiscal Salas recaratuló la causa como “homicidio agravado por el vínculo” y el hijo del médico será sometido a pericias para establecer si es inimputable.


La muerte del pediatra generó un profundo dolor entre los profesionales de la salud de Mar del Plata y los familiares de los pacientes que llevaban a sus hijos para que los atendiera en su consultorio. Todos destacaron su profesionalismo y calidez para ejercer la medicina.


"Cuando teníamos que elegir un pediatra para nuestros hijos, elegimos a Juan Ramos y tuvimos la elección más certera. Ahí estaba, siempre transmitiendo tranquilidad, con su voz llena de calma. Nuestro doctor, nuestra palabra santa, siempre presente para resolverte todos los problemas", lo despidió Vanesa a través de un emotivo mensaje en las redes sociales. "Nunca dejó de contestarnos un mensaje, un llamado. Nos abrió su consultorio con exclusividad cuando lo necesitamos por más que no atendiera ese día y estaba a disposición siempre. No le importaba si no podías pagar una consulta, porque ponía el corazón".


"Quiero difundir tu nombre bien grande como el gran doctor que fuiste. Un ser único para mi... El que siempre tenía la palabra justa, el que me conoce desde que tengo 6 meses de vida. Mi pediatra, a quien mi mamá eligió y hoy seguía eligiendo", fue el sentido mensaje de otra de sus pacientes.