Un enfermera pinchó con una jeringa usada a una nena y luego le pidió disculpas a su mamá: “Mi hija pudo haberse contagiado de cualquier enfermedad”



La madre de una joven de 19 años que fue operada en el Hospital del Carmen de Metán denunció el mal procedimiento de una técnica de laboratorio que reutilizó una jeringa con su hija.

Al presenciar el hecho y percatarse de la situación, hizo la denuncia correspondiente a partir de la cual sancionaron a la profesional sin goce de haberes.

La joven había sido operada por un cuadro de peritonitis, sin embargo luego de haber recibido el alta debió volver al hospital por sentirse descompensada. Fue en esta situación cuando requirieron estudios y análisis y la técnica intervino para extraerle sangre.

La madre de la paciente, relató que vio cómo la profesional sacó una jeringa de su bolsillo; observó también que el capuchón de la jeringa tenía sangre y pese a que le advirtió al a técnica, ella continuó con el procedimiento.

Finalmente, y siguiendo el relato de la madre, la técnica del laboratorio terminó dándole la razón, le pidió disculpas y adujo no haberse dado cuenta. «Me pidió disculpas pero con las disculpas yo no hago nada debido a que me hija puede estar contagiada de cualquier enfermedad. Fue una irresponsabilidad total».

Por parte del nosocomio procuraron hacer un chequeo que permita descartar que la paciente había sido contagiada en el mal procedimiento. Así mismo, Annavella Balbuena, gerente del hospital, dijo que se trató de un "error programático".

Es un suceso lamentable y desde que se tomó conocimiento desde la parte gerencial y de laboratorio se tomaron las medidas y los recaudos, primero de protección hacia la paciente con un protocolo que ya está establecido, comentó Balbuena en Bien Informados.