Nahir Galarza salió de la cárcel y asistió a clases de música



La joven de 23 años se encuentra cumpliendo su condena en la Unidad Penal de Mujeres Número 6 de Paraná y está estudiando psicología y música, motivo por el cual la justicia le permite estas salidas.

"Mientras la Corte Suprema de Justicia de la Nación revisa el fallo récord, misógino y machista, Nahir Galarza asiste a sus clases de música", escribió en su cuenta de Twitter Jorge Zonzini, quien oficia como vocero de la familia Galarza.

La Justicia estableció que la joven le disparó por la espalda a Pastorizo con la pistola 9mm de su padre policía el 30 de diciembre de 2017 en la ciudad entrerriana de Gualeguaychú.

"Pastorizzo recibió un primer disparo por la espalda a quemarropa y un segundo disparo de frente cuando se encontraba en el piso con la moto entre sus piernas y a una distancia de entre 20 y 50 centímetros", dijo la fiscalía.

El Tribunal de Gualeguaychú integrado por Mauricio Derudi, Arturo Dumón y Alicia Vivian, condenó a Galarza por unanimidad el 3 de julio de 2018 a esa pena por ser autora  penalmente responsable del delito de homicidio calificado.



La condena que recibió Nahir es la más alta en Argentina para una mujer de su edad y ella ahora espera que la Corte Suprema de Justicia de la Nación tome una decisión para la realización de un nuevo juicio con perspectiva de Género.

En 2018 la Cámara de Casación Penal de Entre Ríos decidió que la joven fuese trasladada a una cárcel común de mujeres en Paraná para su resguardo.

En enero de 2022, la joven culpó a su padre por el homicidio: "Yo no lo maté a Fernando, fue papá", le aseguró a su abogada Raquel Hermida Leyenda, quien presentó una demanda contra Marcelo Pastorizzo que sería desestimada por la Fiscalía de Gualeguaychú.