Un hombre atacó con un hacha a su padre que se defendió con una escopeta y casi lo mata

FBD7-RKNB5-BGVTKGFDQHIOMBJNA

Una pelea entre padre e hijo cobró dimensiones dantescas en las últimas horas en el interior de una casa del departamento Fray Mamerto Esquiú, en la provincia de Catamarca.

Los dos hombres tuvieron que ser hospitalizados, aunque cada uno fue trasladado a un centro de salud diferente.

Según publicaron los medios locales el violento episodio se desencadenó ayer apenas pasado el mediodía, cuando Luis Barros, de 49 años, llegó de improviso a la casa de su papá armado con un hacha.

Sin embargo, no fue tan fácil dar en el blanco y en su intento por lastimar al hombre de 69 años terminó destrozando varios muebles y enfrentándose con una resistencia que no había imaginado.

En medio del ataque de furia de su hijo Mario Barros tomó una escopeta que guardaba en su casa y sin perder tiempo apuntó contra el agresor y le descerrajó un disparo, pero en su caso no falló. El proyectil alcanzó al otro en el estómago y los perdigones le causaron heridas también en una pierna y en el brazo izquierdo.

Los gritos y la detonación pusieron en alerta a los vecinos, que dieron aviso a la Comisaría de San Antonio mientras que el atacante herido era trasladado en un auto particular al centro asistencial más cercano.

En tanto su padre terminó internado en el mini hospital de Villa Dolores, departamento Valle Viejo, como consecuencia de una fuerte descompensación cardíaca sufrida después del enfrentamiento con su hijo.

El caso es investigado por la fiscal de turno Myrian López, quien entre otras medidas dispuso que el menor de los Barros, que se encuentra estable y fuera de peligro, cuente con custodia policial durante la internación.