Viajó a Afganistán de vacaciones y ahora quedó varado en medio del conflicto


Un estudiante británico de 22 años contó en sus redes sociales que está atrapado en Kabul tras haber volado a Afganistán de vacaciones el pasado viernes 13. Se trata de Miles Routledge el “turista desastre” y estudiante de física de la Universidad de Loughborough, quien llegó a ese país desde Turquía, ahora quedó varado en medio de un brutal conflicto interno, según informó Europa News.

A pesar de que el Ministerio de Asuntos Exteriores del Reino Unido le había aconsejado que no viajara al país, el joven reservó el viaje en mayo de 2021. Sin embargo, Routledge descubrió que no podía reembolsar su viaje, por lo que decidió tomar el vuelo como estaba previsto, creyendo que podría salir antes de que los talibanes tomaran Kabul.

La ofensiva talibán arremetió antes de los previsto y Kabul cayó en manos del grupo insurgente el 15 de agosto. En ese sentido, Routledge se encontró ayer con que no podía abandonar la ciudad, y publicó en Facebook que se encontraba en un "pequeño aprieto".

En un post en las redes sociales, Routledge aseguró:

"He tratado de abarcar demasiado y algo no ha salido bien, dando lugar a esta situación. No me convencieron de lo contrario y conocía los riesgos, fue una apuesta que hice y que salió mal a pesar de mi seguridad y mis bromas".

Hace unos días los funcionarios estadounidenses pronosticaron que los talibanes tardarían unos 30 días en entrar en Kabul, y al menos 90 días en capturar la ciudad. Pero Kabul cayó ayer en manos del grupo militar, y se suspendieron los vuelos de salida de la ciudad para los civiles hasta nuevo aviso.

Routledge, conocido como Lord Miles en internet, explicó por qué decidió hacer el viaje: 

"Pensé en cuál es el país más divertido al que puedo ir y que no sea aburrido, es decir, que tenga algo de emoción y sea diferente. No quiero ir a Londres, ni siquiera a España".

Sostuvo el joven que tenía pensado volver el 19 de agosto.

Además, agregó: 

"Busqué en Google los diez países más peligrosos del mundo y los utilicé como lista de la compra. A la cabeza estaba Afganistán. Envié mensajes a algunas personas, vi algunos vídeos de YouTube y pensé que no había ningún problema en hacerlo. Pensé que como el Reino Unido y Estados Unidos siguen allí, tiene que ser bastante seguro. "Pensé 'hacer el tonto en Afganistán... ¡suena bien!'".

Bromeó el ciudadano británico ahora varado en ese país en medio de un terrible conflicto interno.

En livestream, Routledge dijo que no se arrepentía de su viaje hasta el momento y que "lo volvería a hacer". 

"Me gusta el riesgo, soy banquero, así que tiene sentido".

Dijo al periódico New York Time, el estudiante de Física y becario de finanzas durante el verano.

"Odio estar tumbado en una playa, así que quería hacer algo un poco diferente. Después de graduarme tendré un trabajo a tiempo completo y quizá una familia, así que no tendré la oportunidad de volver a hacer cosas como ésta".

Sin embargo, recientes publicaciones en las redes sociales demostraron que el estudiante se siente ahora menos positivo. 

"Me cuesta mantenerme en pie y tragar agua, no creo que vaya a dormir esta noche", escribió Routledge en Facebook y lamentó que vio “demasiados muertos". “Sólo quería que todo esto fuera una pequeña obra de caridad en la que pudiera explorar un país extraño, pero me he derrumbado mentalmente".

Afirmó.

Actualmente, se cree que Routledge se encuentra en un refugio de la ONU en Kabul junto con otros 50 ciudadanos extranjeros. Aparentemente, el lugar es atendido por soldados turcos y británicos.

Routledge puso en contacto con la embajada británica y con funcionarios del gobierno para pedir ayuda, pero no ha conseguido comunicarse con nadie. El Ministerio de Asuntos Exteriores del Reino Unido aún no ha respondido a nuestras preguntas al respecto.

Su universidad también está prestando apoyo. En una declaración a Euronews Travel, un portavoz de la Universidad de Loughborough dijo: 

"Somos conscientes de los informes de que uno de nuestros estudiantes se encuentra actualmente en Afganistán. "Estamos en contacto con el estudiante y le hemos ofrecido nuestro apoyo y seguimos vigilando de cerca la situación".

Remató.

No es la primera vez que Routledge viaja a algún lugar peligroso. Anteriormente visitó Chernóbil en 2019, presumiendo en internet de haber sobornado a un guardia de seguridad para que le dejara quedarse con una máscara de gas que había robado. Afirma que posteriormente vendió el artículo en internet por más del costo de su viaje. Todo un personaje.





 

Publicar un comentario