Home Ads Home Ads

Tenía 10 años y la asesinaron de 42 puñaladas: Su mamá irá a juicio



El 7 de enero de 2019, Zaida Mamani salió de su casa en Longchamps para ir a un cajero y cuando volvió se encontró con una escena dantesca. Su hija Joselin, de 10 años, estaba tirada en el piso sobre un charco de su propia sangre. La habían asesinado de 42 puñaladas, 17 de ellas en la cara.

La primera vez que la mamá de Joselin fue citada por la fiscalía a pericias psicológicas fue confiada pensando que iban a asistirla por la muerte de su hija, pero la Justicia la tenía en la mira como principal sospechosa.

A cinco años del aberrante crimen, el caso fue elevado a juicio y Zaida Mamani tendrá que enfrentar a un jurado y responder bajo la acusación de “homicidio doblemente agravado por el vínculo y por alevosía”.

“Hubo una separación de causa donde Zaida es enviada sola a juicio y en otro juzgado quedaron estas dos personas”, explicó a Diario Conurbano su abogado, Ernesto Flores, en relación a una segunda línea de investigación que involucra a una expareja de la mujer y el hijo de este.



Mamani siempre se declaró inocente y así lo reafirmó en agosto del año pasado, en su declaración durante más de dos horas ante la Justicia. Un mes después, la fiscalía solicitó la elevación a juicio y la defensa se opuso a la misma. Finalmente, la Cámara de Apelaciones rechazó el recurso de la defensa y ordenó que la mujer sea juzgada, aunque el debate oral todavía no tiene fecha.

El crimen de Joselin Mamani

El día que mataron a su hija Zaida salió por la mañana para ir al banco y dejó a Joselin sola en su casa, en el barrio 14 de Febrero. Cuando regresó poco después la puerta estaba abierta y en su interior la esperaba una escena de terror.

La nena, que entonces tenía sólo 10 años, había sido asesinada con una saña incomprensible hasta el día de hoy. Los peritos no encontraron que la entrada hubiera sido forzada y tampoco faltaba nada.

“A mí me trataron desde el principio como asesina, no es justo lo que me están haciendo. La fiscalía no hizo nada, no me dio ninguna respuesta y me acusaron sin ninguna prueba”, sostuvo oportunamente Zaida Mamani, la mujer imputada por el “homicidio doblemente agravado por el vínculo y por alevosía” de su hija, pero en libertad, en diálogo con Télam.



Home Ads
GENERAL JUAN MADARIAGA El Tiempo