Home Ads Home Ads

Cambios en la política aeroportuaria beneficia a Villa Gesell y a la conectividad aérea


Este miércoles el gobierno publicó en el Boletín Oficial una reforma de la política aerocomercial que elimina los topes mínimos y máximos en el valor de las tarifas aéreas pero además permite que nuevas empresas o actores entren en juego para explotar rutas que no son utilizadas por ninguna firma en la actualidad.

 

Hasta ahora había que asegurar frecuencias semanales con aeronaves registradas y con matricula Argentina. Desde ahora se quitan estas exigencias y, por ejemplo, una avión de la firma Latam con matrícula chilena podrá crear un puente aéreo o unir dos ciudades de nuestro país sin tener que tramitar una licencia local.

 

Pero esto también permite que se exploren nuevos destinos. Es que la noma quita mucho parámetros que considera burocráticos y permite a avionetas y aviones más chicos poder obtener licencias para hacer vuelos chárter entre ciudades que tienen aeropuertos locales.

 

Así aparecen Villa Gesell, con capacidad turística, Tandil, Junín y Olavarría, con capacidad empresarial. Hasta hoy Aerolíneas tenía casi un monopolio de rutas y las demás empresas podían volar en recorridos que cubría la empresa estatal y que, probablemente, había abandonado por falta de rentabilidad.

 

Pero la secretaría de transporte deberá relevar todos y cada uno de los aeropuertos del país para habilitarlos. Tendrán que contar con normas de seguridad necesarias y se analiza cómo se harán los controles aeroportuarios para evitar delitos.


Home Ads
GENERAL JUAN MADARIAGA El Tiempo