PINAMAR: El técnico del ascensor y el encargado del edificio están imputados por la muerte de la joven que cayó por el hueco de un elevador

La causa que investiga la trágica muerte de Alicia Sánchez, la joven de 25 años que durante la madrugada del domingo cayó desde un décimo piso por el hueco de un ascensor en Pinamar, tuvo importantes avances en las últimas horas. El fiscal Juan Pablo Calderón ordenó peritar las puertas del ascensor y un experto llegaría este jueves desde la ciudad de La Plata, indicaron medios locales.

Qué busca determinar la pericia del ascensor

El aparato había sido revisado 15 días antes y según la certificación de ese momento todo funcionaba bien. Además, se habían cambiado las puertas viejas por una corrediza. Lo que busca determinar la Justicia es si el funcionamiento del ascensor fue defectuoso y qué tipo de falla pudo haber existido para que la primera puerta se abra sin que esté el ascensor en el piso.


Qué datos reveló la autopsia de Alicia Sánchez

La víctima sufrió múltiples lesiones en su caída, hasta que su cuerpo quedó depositado en el techo del ascensor.

Pero de acuerdo a la autopsia lo más grave ocurrió después: alguien llamó al elevador, lo que provocó que el cuerpo fuera arrastrado y eso le generó más lesiones.

La víctima padeció múltiples traumatismos en la zona del abdomen y el tórax que desencadenaron un shock hipovolémico en un paro cardíaco.


Las tres pericias que harán en el caso

La pericia mecánica que evaluará el funcionamiento del ascensor: desde el mantenimiento hasta las revisiones técnicas y toda la normativa legal.

Una pericia accidentológica / balística que buscará determinar el proceso de caída y muerte.

Una pericia médico legista y estudios complementarios (toxicológicos e histopatológicos) para determinar posible presencia de sustancias en el cuerpo y las heridas pre y postmortem.

Cómo sigue la investigación por la muerte de Alicia Sánchez

El fiscal a cargo del caso Juan Pablo Calderón confirmó que imputó por el hecho al técnico del ascensor y al encargado del edificio de Constitución, entre Simbad y Del Libertador, donde la víctima se encontraba participando de una reunión familiar.

Si bien aclaró que todavía no tiene acreditada la responsabilidad de ninguno de ellos, decidió cambiar la calificación del caso de “averiguación de causales de muerte” a “homicidio culposo” por negligencia, por impericia o imprudencia (artículo 84 del código penal, con una pena en expectativa de 2 a 5 años). Además, habrá un proceso civil.


Las hipótesis del caso

Hasta el momento todas las hipótesis están abiertas pero el fiscal Calderón se inclina por la de un homicidio culposo. Para avanzar en ese sentido tendrá que comprobar que hubo una falla en el ascensor, ya sea “en la cerradura de la puerta o en el circuito eléctrico” o una falla en el mecanismo general.

Pese al audio de WhatsApp que se viralizó en las últimas horas de una supuesta testigo que hablaba de un homicidio, el funcionario aclaró que con los elementos que tiene hasta ahora no es probable que la mujer haya sido víctima de un crimen antes de la caída debido a que, en base al informe forense, las lesiones que presentaba el cuerpo son compatibles con el impacto.

Por último, queda por comprobar el contenido gástrico junto a un examen toxicológico sobre sangre, orina y pool de vísceras que determina los valores de la presencia de sustancias como alcohol, drogas o medicamentos.

En este caso, la dosis es clave: puede ser tóxica, letal o efectiva.

La víctima tenía una hija de cuatro años y vivía en la vecina localidad de Ostende. Había estudiado la carrera de Martillero y Corredor Público en la Universidad Argentina de la Empresa (UADE), según consta en su perfil de Facebook.




 

Publicar un comentario