INCREÍBLE (VIDEO): Preso grababa un mensaje a su hermano y, de fondo, su compañero ejecutaba una estafa

 


Otra vez la cárcel de Bouwer, en Córdoba, en donde funciona un verdadero call center de estafas y que aún la justicia no logra desactivar. Ahora, un preso grabó un video en donde “despide a un hermano que murió” y de fondo se logra escuchar como el compañero de celda comete una estafa.

 

El llamado falso simula ser de un operario de Edesur que intenta cobrar una deuda. Por eso, se cree que fue cometido contra alguien del conurbano bonaerense. La clienta de la compañía confirma que existe una deuda abultada pero nunca pudieron hacer el giro por la aplicación de la página web de la firma eléctrica.

 

También habla de una suma de 189.000 pesos y que nunca había hecho un pago telefónico.

 

El preso y estafador, la va guiando, le habla que la comunicación está siendo grabada para evitar cualquier tipo de anormalidad y fraude y le pide tiempo para verificar en el sistema. Esos segundos le sirven al ladrón para ir armando en su cabeza el siguiente paso que lo llevará al éxito de la apropiación del dinero.

 


El viernes pasado hubo dos allanamientos en Bouwer por estafas telefónicas. Son recurrentes los procedimientos en donde se secuestran celulares. Pero los agentes penitenciarios jamás saben nada y se sospecha que son “permeables” a recibir coimas a cambio de aparatos y chips.

 

Por día se hacen más de mil llamados para cazar a personas y se cometen, no menos de 20 estafas.

 

La última metodología

 

Una megabanda fue desactivada la semana pasada en Córdoba, hay 13 detenidos y el cabecilla es un policía.

 

El modus operandi de la organización consistía en una comunicación de los estafadores con empresas y/o particulares, e invocando falsamente un interés en adquirir los productos que comercializan se acordaba una compra y se coordinaba el pago mediante transferencia bancaria.

 

"Una vez conseguido el CBU de la víctima, los autores solicitan que se apruebe en su propia cuenta la recepción de la transferencia bancaria en su favor (aprobación de DEBIN), y creyendo falsamente que con ello autoriza la operación pactada, culminan aprobando mediante su “homebanking” un “DEBIN” produciéndose el débito inmediato del monto de su cuenta y la transferencia hacia la del falso comprador", describió el Ministerio Público Fiscal.

 

Hasta el momento pudieron determinarse operaciones fraudulentas por más de 5 millones de pesos, señalaron.

Publicar un comentario