Fue a un bar, le dijeron “negro de mierda”, lo agarraron entre 4 y lo golpearon a palazos



Lo que comenzó con una salida entre padre e hijo, terminó de la peor manera, cuando este lunes alrededor de las 22, cuatro sujetos en la puerta de un bar del microcentro marplatense, lo golpearon y lo dejaron en el hospital. El padre de la víctima, presente en el lugar, aseguró que fue el encargado de seguridad quien lo golpeó.

Agustín Sebastián Fernández (23) se encuentra internado desde anoche en el Hospital Interzonal de Agudos (Higa) y los facultativos analizan su cuadro de salud, pero todo indica que sufrió la fractura del tabique nasal, la pérdida de una pieza dentaria y un fuerte hematoma en su pómulo derecho.

“Fuimos a tomar una cerveza con mi hijo y no la habíamos terminado cuando él se fue afuera a fumar. Al ratito alguien se me acercó del bar y me dijo que mi hijo 'estaba haciendo lío'. Ahí veo como tres tipos lo tenían agarrado y un cuarto, que después supe que era el patovica, le pega una patada en la cara. Cuando salgo, incluso estas personas quería que reaccione. Lo dejaron desmayado y todo ensangrentado en el piso. Ahora está internado en el Hospital Interzonal”, contó aún conmovido, Leopoldo Fernández (57), padre de la víctima.

El hombre, aún shockeado por el episodio, sostuvo que su hijo, luego de recobrar el sentido, le dijo que cuando se puso a fumar afuera, en la puerta, el patovica le dijo “negro de mierda, acá no se puede” y ahí fue cuando empezaron a discutir y derivó en la desmedida agresión.

Leopoldo sostuvo que recurrirá a la justicia para esclarecer el hecho, que apunta a los responsables del bar, ubicado en Moreno al 2900. “Todavía no hice la denuncia porque estoy esperando el parte médico. Pero yo vi cuando este tipo y los otros tres le pegaron. Agarrar a un pibe entre cuatro y pegarle es de cobardes. Y el que le pegó era el de seguridad. Así que quiero que los encargados del bar me den algún tipo de explicación”, remarcó.