El Distanciamiento se extendió al 9 de abril y se negocia la llegada de más vacunas

 


El gobierno firmará en las próximas horas el DNU con la extensión de la nueva etapa de DISPO con apuesta a maximizar cuidados y a cerrar lo menos posible la economía.

 

Sí, se aplicará una reducción a la cantidad de vuelos que salen y regresan al exterior con el objetivo de bajar la posibilidad de ingreso de nuevas cepas de coronavirus al país que son más agresivas y contagiosas, como la de Manaos o la de Gran Bretaña. Si bien se han detectado casos en Argentina de estas variantes, pudieron ser neutralizados a tiempo y se frenó la posibilidad de circulación social.

 

En una nueva reunión del comité de vacunación, el jefe de Estado analizó la situación epidemiológica del país y la región y la forma de escalar la aplicación de vacunas. Sin embargo, los rebrotes en los países vecinos -donde hay transmisión comunitaria de las nuevas cepas- y el cuello de botella en la producción mundial sumados al acopio de los países centrales convencieron al Presidente y a su Gabinete de que la segunda ola llegará antes de que la mayoría de la población esté inmunizada. “Tenemos que volver a tomar conciencia sobre los riesgos y tomar medidas de prevención. Hay que ganar tiempo con prevención y cuidados para seguir trayendo vacunas y restringir lo menos posible”, sostuvo el mandatario ante los ministros involucrados en el operativo de vacunación.

 

En el Ejecutivo no quieren que un rebrote y restricciones interrumpan el rebote de la economía en un decisivo año electoral. “Algo aprendimos”, señaló un funcionarios que participó del encuentro en el que estuvieron, entre otros; el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; las ministras de Salud, Carla Vizzotti, y de Seguridad, Sabina Frederic; los ministros del Interior, Eduardo de Pedro; de Defensa, Agustín Rossi; de Desarrollo Social, Daniel Arroyo; de Relaciones Exteriores, de Transporte, Mario Meoni; y de Turismo y Deportes, Matías Lammens.

 

Mientras tanto, el Gobierno ultima una nueva campaña de comunicación para prevenir contagios y medidas, que preserven el funcionamiento de la industria y el comercio. "Realmente hemos tenido experiencias positivas sobre lo que es ir retomando y ampliando sostenidamente las actividades sin un impacto en el aumento de los casos", sostuvo Vizzotti al concluir la reunión.

 

En el mismo DNU que regula el DISPO, el Ejecutivo estableció las nuevas regulaciones para restringir vuelos a los países considerados en la zona de riesgo, aunque no habrá cierre de fronteras. Están suspendidos los vuelos a Gran Bretaña y en los próximos días la ANAC determinará la cantidad de vuelos y personas que ingresarán desde Europa, Estados Unidos, Brasil y México, donde ya circulan las nuevas cepas de coronavirus.

 

Con ese objetivo se estableció que se mantendrán reducidas las frecuencias de vuelos de pasajeros a México y Europa en un 30 por ciento y bajarán un se reducirá el mismo porcentaje de los vuelos a Perú, Ecuador, Colombia, Panamá y Chile; se reducirán en un 10 por ciento los viajes a Estados Unidos y un 20 por ciento a los Estados Unidos. Los argentinos que regresen de esos destinos, además, deberán cumplir un estricto aislamiento, que deberá ser supervisados por las jurisdicciones.

 

En el Gobierno se ilusionan con adquirir un ritmo de una vacunación de 1 millón de dosis por semana. Representaría una aceleración de casi el 25 por ciento. En los últimos 7 días se vacunaron 784 mil argentinos. En el Ejecutivo ven con buenos ojos que ni la ciudadanía ni la oposición -a diferencia de lo que ocurrió con la Sputnik V- no cuestiona la vacuna del laboratorio chino Sinopharm, hasta ahora solo habilitada para menores de 60 años.

 

La semana que viene llegarán tres millones desde China. En los próximos días se terminarán de distribuir 500 mil vacunas de las 4 millones que llegaron al país. Ante Vizzotti y la asesora presidencial Cecilia Nicolini -encargada de negociar con Moscú la llegada de la Sputnik V-, Fernández dio la instrucción de profundizar contactos con todos los productores de vacunas para seguir trayendo a la Argentina la mayor cantidad posible de dosis. No se especificó con qué compañías y países hay negociaciones. 

 

“Así como ganamos tiempo para reforzar el sistema sanitario, se le tiene que transmitir a la población un mensaje de cuidado y de alerta con lo que está pasando en el continente”, sostuvo el mandatario, que este sábado viajará a Chubut para sobrevolar la zona de Lago Puelo, afectada por incendios.

 

A diferencia del año pasado, en el Ejecutivo observan que la curva de contagios en el AMBA es similar a la del resto de las provincias. Sin embargo, registra un alza de casos en la Ciudad y señalan que Mendoza es la provincia más lenta en la aplicación de vacunas, según señalaron funcionarios del Ejecutivo tras la reunión en el Salón Eva Perón de Casa Rosada.

 

La ministra de Salud conversó con su par de Defensa cómo acelerar la vacunación del personal de las Fuerzas Armadas apostado a la logística del plan de vacunación.

 

Vizzotti presentó a dos de sus colaboradores -Juan Manuel Castelli y Analía Rearte, quienes presentaron dos informes: uno sobre la distribución de vacunas en el mundo, en la región y en el país; y otro sobre la llegada de la segunda ola al hemisferio Norte y a Sudamérica.

Publicar un comentario