MADARIAGA: Juan Pablo Arrachea recibió el alta aunque continuará en cuarentena preventiva hasta el domingo

Esta tarde, desde la Diócesis de Mar del Plata, se informó que el presbítero madariaguense Juan Pablo Arrachea recibió el alta médica luego que se le detectara COVID-19 hace unos días días.

 

El religioso no presentaba síntomas desde hace días pero se debieron cumplir, al menos, 10 jornadas desde el primer síntoma y al menos 5 sin ninguno de ellos para que los médicos se la  otorgasen.

 

Sin embargo, Juan Pablo anticipó que seguirá en aislamiento preventivo hasta el próximo domingo.

 

En tanto el padre Andrés Seguy, otro de los curas afectados, todavía tiene sintomatología leve y se encuentra en la casa de sus padres.

 

Por su parte, el padre Hernán David sigue internado en el Hospital privado de la Comunidad con evolución satisfactoria y con soporte de oxígeno.

 

El obispo de Mar del Plata Gabriel Mestre, quien también fue alcanzado por el virus, está en recuperación, asintomático y a punto de recibir el alta médica.  


Publicar un comentario