El Servicio Penitenciario emitió un comunicado por los casos de COVID-19 en Dolores

En la actualidad hay cinco casos positivos de coronavirus de agentes penitenciarios que prestan servicio en el penal de Dolores, de los cuales tres tienen domicilio en esa localidad y dos en General Conesa.

De manera preventiva, ante estos contagios, fueron aislados en sus casas 23 agentes del SPB que mantuvieron contacto con los infectados, los cuales cumplen la cuarentena de dos semanas y no presentan síntomas.

Por lo que se pudo establecer el contagio de los agentes se dio fuera del establecimiento carcelario.

De manera preventiva, hay más de 20 agentes penitenciarios que cumplían servicio en la Unidad 6 que fueron aislados preventivamente en sus localidades de General Conesa, Lavalle y Partido de la Costa, donde obligan a aislarse a los funcionarios por 15 días en sus domicilios.

Cabe destacar que en la noche de ayer internos del Pabellón 4 realizaron una protesta pero ante el diálogo con la jefatura de Unidad depusieron su actitud de inmediato retomando de esta manera el control del Sector y en forma pacífica siguieron las actividades en forma normal.

En la fecha se encuentran aislados en un sector fuera del área de Convivencia y en Observación tres privados de libertad. En tanto, un interno fue derivado al Hospital local para que le realicen un hisopado.

La Unidad 6 trabaja desde el comienzo de la pandemia en las medidas de prevención y bioseguridad para repeler el virus aplicando los Protocolos dispuestos por el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos y la Dirección Provincial de Salud Penitenciaria.

Además, se trabaja constantemente desde la Oficina de Personal y las Asistentes Socio Laborales de esta Unidad con los Agentes Aislados y sus familias.

Publicar un comentario