Detuvieron a un policía de la Ciudad por disparar con un arma trucha

El hecho ocurrió el sábado, en inmediaciones de un asentamiento ubicado en el partido de Avellaneda, cuando personal del Comando de Patrulla local recorría la zona en tareas de prevención.
Según fuentes de la Policía bonaerense, en la esquina de Carlos Tellier y General Espinosa, observaron la marcha a toda velocidad de un Renault Clio color gris que salía desde el interior del barrio.

Los policías interceptaron al vehículo e identificaron a su conductor como el oficial Matías Melgarejo, quien presta servicio en la comisaría 1D de la Ciudad de Buenos Aires y estaba de franco y vestido de civil.

El agente explicó que había ido hasta allí luego de pactar la compra de un celular a través de la red social Facebook, y que al llegar al lugar fue abordado por un grupo de delincuentes armados que le robaron los 13.000 pesos que llevaba para pagarlo, su teléfono y la billetera con documentos.

En ese momento, Melgarejo extrajo una pistola calibre 9 milímetros propiedad de su padre y realizó un disparo para repeler a los ladrones, quienes huyeron, según fuentes judiciales.

Sin embargo, a raíz de las primeras averiguaciones, la Policía bonaerense estableció que el arma que el oficial había utilizado no tenía la documentación de transferencia ni de portación, por lo que había sido empleada de manera ilegítima.

Ante esta situación intervino la fiscal Alejandra Olmos Coronel, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 1 de Avellaneda, quien dispuso la aprehensión del policía, y lo imputó de "portación ilegítima de arma de guerra".

Fuentes judiciales informaron a Télam que el efectivo continuaba hoy aprehendido y que mañana será indagado por ese delito.

Además, la fiscal instruyó a la Policía a registrar distintos centros asistenciales de la zona para determinar si ingresó alguna persona con una herida de arma de fuego que podría haber participado del hecho, lo cual hasta el momento no arrojó resultados.


Publicar un comentario